jueves, octubre 26, 2006

albedrío

la franela negra tiene una rama verde que atraviesa un sol color ocre. la compré ayer.
llevo también esa falda bluyin de grandes bolsillos.
piernas al aire.
zapatos negros cerrados -no se ven mis pies-.
tengo una cadena de plata con una pequeña tortuga. me gustan las tortugas. buen día tortuguita, recitaba nazoa.
en el bolso tejido flotan los documentos sin ordenar.
todo ha sido elección. (y despiste en el caso de la cartera)
voluntad, no antojo.
libre albedrío.
la franela no tiene culpa de mi elección. había otras franelas en la tienda. yo tomé esta. y uno no le pide a la franela escogida nada a cambio de haberla comprado. está el placer de la elección. simplemente.

8 comentarios:

Mil Orillas dijo...

Me encanta.

Anónimo dijo...

Tengo tanto tiempo sin comprar franelas, casi ninguna me queda ya.

delroy dijo...

"y uno no le pide a la franela escogida nada a cambio de haberla comprado..."

Uno le pide, al menos, que no se destiña a la primera lavada.

Silmariat, "El Antiguo Hechicero" dijo...

"Libre albedrío", así debe ser todo, Querida Dama.

Todo lo mejor para ti.

PS: Me gusta lo de "Querida Dama"

la maga dijo...

a mi también, querido caballero.
os esperamos en este reino de Caracas

Anónimo dijo...

estan como costosas las letras y palabras.... si muy escasas.

La rusa Joropera dijo...

Hola Maguita... lo siento pero te he puesto una tarea... Suerte!
Un abrazo. La Rusa

Anónimo dijo...

Como quisiera ver a la maga con la nueva franela... y también sin franela